Vida de campo

agricultura

Cuando imaginamos la vida en la Antigua Roma seguramente nuestros pensamientos nos llevan hacia una gran ciudad. Ambientes urbanos (¡no tan distintos de los nuestros!) como Pompeya, Ostia, Tarraco, Corduba, Nemausus (Nimes) o la mismísima Roma.

Sin embargo, la riqueza que propició el esplendor urbano se generó en gran parte en el ager, es decir, el campo. La agricultura era, en buena medida, la base de la economía romana y los campesinos, el núcleo de su sociedad.

Lejos del glamur que nos ha llegado de las urbes, repletas de teatros, anfiteatros, termas i barrios comerciales, el campo proveía los cereales, las leguminosas, la vid y el aceite que sostenían la economía romana y que también son hoy referentes de la cultura mediterránea.

reconstrucció

Foto: Pompilos (CC BY-NC-SA 2.0)

Gracias a sus conquistas, los romanos disponían de gran cantidad de tierras (ager publicus) y mano de obra para trabajarlas. A ellos debemos la mejora de las técnicas agrícolas que aumentaron la productividad del campo: introducción del arado romano y la prensa de aceite, mejora de los molinos, aplicación de técnicas de regadío y uso de abono.

¿Ocio o trabajo?

Pero, ¿cómo era la vida en el campo? En principio, la villa romana era una edificación rural cuyos elementos configuraban una propiedad agrícola. El trabajo de la tierra y la producción eran su razón de ser. Modestas y anónimas, la mayoría fueron pequeñas haciendas familiares. Sin embargo, sofisticados como eran los romanos pudientes, algunas villas no tardaron en convertirse en residencias de la aristocracia que incorporaban todos los lujos de la época.

adriana

Foto: Villa Adriana de Tivoli

La estructura más común de las villas ricas (que son en gran medida las que se han conservado) incluía la parte “urbana” que habitaba el propietario de la explotación. En la parte “rústica” vivían y trabajaban los “jornaleros”, en su mayoría esclavos; por último, contaban también con edificaciones que servían de almacén de los productos cosechados o elaborados en la propiedad.

Los trabajos arqueológicos en muchas de estas explotaciones (en la antigua Hispania se han documentado más de 500 villae) han sacado a la luz bodegas, establos, graneros… e incluso edificaciones de carácter artesano e “industrial”.

Ubicadas en lugares privilegiados (en suelo fértil, con abundante agua y cerca de una ciudad o vía de comunicación importante para dar salida a la producción), las villas eran tanto lugares de trabajo agrícola como sitios de ocio para los más afortunados.

vino

Foto: Villa de Arellano. Inthesitymad (CC BY-NC-SA 2.0)

Para estos últimos se reservaban las comodidades de las grandes domus, construidas frecuentemente en torno a un patio o atrium. A su alrededor se levantaban las salas nobles, decoradas con pinturas murales, mosaicos, mármoles y estucos. Por si estas prestaciones fueran pocas, las villas más lujosas disponían también de termas o balneae, letrinas y porche o peristylum.

Esplendor rural

Entre las villas más destacadas que nos ha legado la civilización romana destacan, entre otras, la del Casale y las numerosas villas en el entorno de Pompeya y Herculano (con la de los Misterios a la cabeza). La Villa Adriana en Tívoli es una de las más espectaculares y fue construida en el siglo II por el emperador romano que le da nombre.

En Francia destacan las villas galo-romanas de Montmaurin, Loupian y Séviac, mientras que en Inglaterra sobresale la Villa de Lullingstone. En Hispania encontramos Can Llauder (Mataró), Els Munts (Altafulla), La Vega o “Villa aurea” en Villoria (Salamanca), La Olmeda (Palencia), la de Almenara-Puras (Valladolid) o la Villa de las Musas en Arellano (Navarra), por citar sólo algunas.

frança

Foto: Villa de Montmaurin. Following Hadrian (CC BY-SA 2.0)

Vale la pena visitarlas para ver que el esplendor romano no sólo se dio en las ciudades y que el trabajo de miles de esclavos sirvió para alimentar a todo un Imperio.

Comparte en: facebook


¿DÓNDE ESTÁ ROMANORUM VITA?

Laredo. Paseo Marítimo; confluencia c/García de Leániz. Del 9 de julio al 6 de septiembre de 2013

ROMANORUM VITA ONLINE

Visita virtual Romanorum Vita Catálogo de la exposición - Romanorum Vita Romanorum TV Cómo se hizo Romanorum Vita EduCaixa

PARTICIPA

Comunidad - Romanorum Vita